Sánchez te ha estafado: estado de excepción bajo estado de alarma

Sánchez te ha estafado. Estás ante un estado de excepción bajo estado de alarma, como bien dice Ramiro Grau en su artículo de El correo de España.

Si ya sabíamos que Sánchez era un genocida (por ¿omisión indeseada? )que provoca masacres (sabía desde meses antes la peligrosidad del coronavirus y no adoptó ninguna medida relevante para proteger a la ciudadanía), ahora ya queda confirmado que además es un golpista (no sólo por el pucherazo electoral con la conformidad de todas las fuerzas políticas, incluido Vox), si no porque bajo el «paraguas» del estado de alarma encubre un estado de excepción.

Ya tenemos cifras escalofriantes (y las que vendrán) casi 30.000 infectados y casi 1.750 fallecidos.

No hablamos por hablar.

Aunque sea tedioso, intentaremos hacer accesible al ciudadano medio esta afirmación.

Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo ( modificado a su vez el 18/03/20 ), por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19: el art. 7 prohibe, de hecho, el ejercicio de derechos fundamentales y libertades públicas que no puden ser suspendidas más con con el estado de excepción (el siguiente tras el de alarma y que será declarado a no tardar, antes de los 15 días del estado de alarma inicialmente declarado o tras éste, presumiblemente, de tal forma que es prosible que no haya prórroga del estado de alarma, declarándose el de excepción, antes o después).

Este secuestro de nuestra libertad, está sostenido por un aparato zipayo represor que sirve al régimen ilegal e ilegítimo, no a los ciudadanos. Si lo violas, te pondrán una multa porque para éso, principalmente, están.

La esclavitud es el miedo. No es otra cosa y lo saben.

Los derechos afectados son los del art. 19 de la ajada y superada Constitución Española.

El art. 19 de la Constitución, dice:

Los españoles tienen derecho a elegir libremente su residencia y a circular por el territorio nacional.

Asimismo, tienen derecho a entrar y salir libremente de España en los términos que la ley establezca. Este derecho no podrá ser limitado por motivos políticos o ideológicos.

Sin embargo, de facto, el art. 7 del Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo te lo prohibe.

Pero también te impide otros derechos fundamentales constitucionales como el art. 21 -derecho de reunión-.

Sólo por ésto, el Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo es nulo de pleno derecho (al menos en cuanto a gran parte del art. 7 del mismo).

Estos derechos sólo pueden ser suspendidos conforme el art. 55.1 de la Constitución Española si media un estado de excepción (conforme Ley Orgánica 4/1981, de 1 de junio, de los estados de alarma, excepción y sitio, arts. 13 a 31) o sitio, pero no es, por ahora el caso.

Como verás, esto prueba que el derecho es un arma del poder para someter a la ciudadanía y que aquél puede saltárselo como quiere y que te han estafado.

Esto tiene que traducirse en una #rebelionya pacifica contra la injusticia que esto supone.

¿Y por qué alarma y no excepción?. Pues porque el estado de alarma puede decretarse dando posterior cuenta al Congreso (art.116.2 de la Constitución Española, siendo prorrogable previa autorización del Congreso ) mientras que el de declarar el estado de excepción requiere la autorización previa del Congreso (art. 116.3 de la Constitución Española). Sánchez nunca decretará el estado de sitio a pesar de librarse una guerra contra  un arma biológica porque supone designar autoridad militar que ejecute órdenes, y los militares, como a nosotros (pero en nuestro caso por diferente razón, es decir, por no garantizar la unidad de la Patria, imperativo del art. 8 de la Constitución, nos producen desprecio).

Denuncia a Sánchez por conculcar el art. 9.1 de la Constitución, al no actuar bajo el imperio de la ley e impedir ejercer tus derechos constitucionales del art. 19 y 28 de la Constitución. Seguid el ejemplo de Victor Valladares denunciando. No valdrá para nada (es ejecutivo controla el judicial), pero al menos te darás el gusto de hacerlo y poder decir a los tuyos: a mí no me estafó, ¡gilipollas!.

Si no hay cojones ni para ésto, entonces está claro que te mereces a un genocida (por ¿omisión indeseada?) y a un golpista (por declarar un estado de excepción de facto) como Sánchez.

PD: A modo de despedida preventiva, si ves que no escribimos mucho más (hoy también publicaremos otro artículo por lo que pueda venir) es por que sabemos que una vez decreten el estado de excepción como disidentes en la lista negra de Sánchez e Iglesias nos detendrán (con todo lo que puede implicar) haciendo limpieza (y no sólo para con nosotros) y quién saben si no nos harán desaparecer o directamente nos «holocaustearán». No obstante nos iremos a la otra orilla sabiendo que hemos cumplido nuestra obligación, en tanto ya somos héroes y mañana seremos mártires que seremos ejemplo para generaciones presentes y futuras en la lucha por vuestra/nuestra libertad.